Republicanos propone suspender las exenciones fiscales a la Iglesia Católica por motivo de emergencia social

La Federación republicana denuncia la hipocresía del PSOE al “ir detrás de los curas con la estaca cuando esta en la oposición y con una vela cuando gobierna”

ImageAnte la polémica suscitada por la revisión de la tributación de los inmuebles de la Iglesia que han anunciado diversos municipios y la negativa del Ayuntamiento de Murcia a cobrar impuestos por un valor que calcula en de 800.000 euros, la Federación de Republicanos de Murcia ha reclamado “tomar medidas que, tanto a escala municipal como en el resto de España, permitan avanzar hacia un Estado realmente laico y, por tanto, a la plena separación entre Iglesia y Estado”.

Desde la formación republicana consideran que “la iniciativa anunciada por el PSOE (después de más de treinta años consintiendo la situación que ahora denuncia), recibida con frialdad incluso por buena parte de sus propias agrupaciones y alcaldes, tiene más de marketing que de verdadera planificación para conseguir el mencionado objetivo, como muestran tanto el aumento de la financiación a la Iglesia que llevó a cabo Zapatero en 2005, como la constante presencia de concejales “socialistas” en actos religiosos durante las anteriores legislaturas. El PSOE de nuevo pretende ir detrás de los curas con la estaca cuando esta en la oposición y con una vela cuando gobierna. Es, una vez mas, la hipocresía y la contradicción llevada al extremo”.

No obstante, Republicanos ha anunciado que “apoyará toda iniciativa destinada a acabar con esta intolerable situación de privilegio”. En ese sentido, Republicanos hace suyas las propuestas de Europa Laica y considera que los ayuntamientos de la Región de Murcia deberían adoptar las siguientes medidas:

  1. Suspender la aplicación de las exenciones fiscales a la iglesia católica y cualesquiera otras confesiones religiosas, sin distinguir entre edificios de culto u otros, como mínimo mientras dure la situación de verdadera emergencia social en que se encuentra sumida la mayoría de la población española en general, y murciana en particular.

  2. Al mismo tiempo que se suspende esta discriminatoria e irracional excepcionalidad, es necesario revisar la fiscalidad municipal para garantizar unos impuestos verdaderamente justos y progresivos.

  3. Suprimir todo tipo de simbología religiosa en actos oficiales y espacios de titularidad pública, para avanzar hacia una verdadera separación entre Estado y religión. Además, ninguna autoridad, cargo o funcionario público debería participar, en calidad de tal, en actos de carácter confesional.

  4. Exigir la anulación (y no la mera revisión, como indica el PSOE) de los Acuerdos de 1979 y del Concordato de 1953, firmados por el Estado español con el Vaticano.

  5. Exigir la eliminación de la casilla de la declaración del IRPF destinada a la iglesia católica, para que ésta se autofinancie.

  6. Exigir que se revoque el privilegio de inmatriculación (inscripción de inmuebles de propietario desconocido como propiedad de la iglesia), concedido a la iglesia católica en 1946 y reforzado por el gobierno Aznar en 1998.

  7. Suprimir la asignación en los presupuestos públicos destinadas a los cuerpos de capellanes en las FAS, establecimientos penitenciarios, hospitales, puertos, aeropuertos, etc

  8. Y demandar, en fin, la necesidad de contar con una nueva Constitución que garantice, de forma plena y efectiva, la laicidad de las instituciones y la libertad de conciencia.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s