Elecciones Europeas: PODEMOS, de entrada NO

por Ángel L. Hernández García

Las Elecciones Europeas son sin duda una cita electoral de importancia para el conjunto de los ciudadanos. Esto es así porque la situación de crisis económica y política ha deteriorado profundamente las intenciones de voto del PP y PSOE, y existe la posibilidad de fuertes crecimientos por la derecha (UpyD) e izquierda (IU). No obstante la mayoría de los ciudadanos muestra desapego ante estas Elecciones Europeas fundamentalmente por dos motivos: 1) las estructuras de la UE no se sienten como democráticas, 2) la política sigue funcionando en clave nacional, aunque cada vez mayores competencias sean comunitarias.

En este contexto surge a nivel estatal una iniciativa que permite unificar a la izquierda, a asambleas del 15M y otros en una coalición política que también presente batalla en las Europeas. Esta coalición se llama SUMA. En este espacio también estaban presentes los precursores de PODEMOS que deciden renunciar a ese espacio. ¿Por qué renuncian al espacio unitario para lanzar su propuesta? Alguien podría decir que sin duda están en su derecho, y que son los bloqueos que IU ejerce para unificar la izquierda los que están en el origen. Pero aun así ¿por que no construyen PODEMOS con el resto de organizaciones de SUMA con las que trabajaban, excluyendo a IU si no veían posible el acuerdo con ellos?

En nuestra Región existe una experiencia muy similar a SUMA llamada Convocatoria por el Cambio. Esta iniciativa, con muchas limitaciones, está unificando al conjunto de la izquierda y apostando por el trabajo colectivo y ese debe ser el camino. ¿No es contradictorio apoyar por un lado a Convocatoria por el Cambio y por el mismo lado a los sectores que rompieron SUMA?

Pablo Iglesias y su equipo son excelentes comunicadores políticos con una destreza en transmitir conceptos políticos de forma sencilla. Me parece absurdo como están haciendo algunos buscar “conspiraciones” porque Pablo participe habitualmente en programas televisivos de Cuatro o La Sexta, sin entender que su discurso llega a la gente y eso infla los índices de audiencia. Es más, la propuesta de primarias abiertas que propone (aunque muy ventajosas para él) son interesantes para avanzar en los procesos de toma de decisión dentro de la izquierda. Aun así, no podemos obviar una realidad sangrante: la candidatura no tiene programa, ni estructura en cada región. Lo único garantizado es el candidato electoral (Pablo Iglesias) y el equipo de trabajo de Pablo que conforman importantes intelectuales. ¿Que posibilidades tendría un candidato, por ejemplo, de Republicanos, de enfrentarse a Pablo para conseguir la cabeza de lista de la candidatura? Pablo ha marcado los tiempos, la iniciativa parte de hecho de su persona y limita mucho un proceso serio y progresivo con otras organizaciones y gentes.

Hay una realidad política insoslayable: millones de personas lo estamos pasando mal con la crisis.

Necesitamos alternativas, referencias, un cambio de rumbo y con urgencia. Para muchos jóvenes cada año que pasa es una muesca más, una oportunidad perdida de poder realizarnos como personas. Por eso es tan importante lo colectivo en estos tiempos, la necesidad de organizarse y de comprometerse. PODEMOS quiere ser un atajo, una forma de llegar más rápido a la meta. No vamos a llegar más rápido con PODEMOS. No hay atajos y lo demuestra nuestra propia práctica política. Hemos trabajado día a día, gota a gota, en Somos Educación Publica, en Plataformas de Desempleados, Asociaciones de Estudiantes, Sindicatos de trabajadores, en la PAH, en el 15M, en las mareas…etc; hemos construido poco a poco un bloque de organizaciones denominado “Marcha de mareas” con una capacidad de convocatoria muy importante y con una capacidad de organizar a la gente de la calle también muy importante a través de los colectivos sindicales, sociales y políticos.

Alguna vez hemos buscado atajos por ejemplo cuando decidimos presentarnos en Murcia a las Generales del 20N. En aquellas hicimos un gran trabajo electoral pero los resultados pasados unos meses eran exiguos. No había crecido RPS; no se había mezclado con la gente hasta fundirse, no había ilusionado pues se obtuvo un magro resultado y en general no permitió más que pequeños avances. No se trata de no ir a las Elecciones por miedo a sacar pocos votos y a que nos ayude poco a organizar a mas y mas gente, se trata de evitar pensar que las elecciones (o tal o cual manifestación o tal o cual huelga) nos van a permitir atajar el proceloso camino hasta la emancipación social. En mi opinión, esa búsqueda del atajo es el principal criterio por el cual PODEMOS estará en las Europeas, y se equivocan.

Muchas veces, solos o con amigos, nos asalta un debate muy socorrido: “la izquierda se diferencia en matices y por ello se divide en mil trozos, y la derecha siempre esta unida”. Aunque últimamente con UpyD, ahora VOX y las posiciones de las Asociaciones de víctimas del terrorismo de ETA no se puede decir que la derecha esté muy unida, sí es cierto que las distintas organizaciones de izquierda de nuestra región tienen, a simple vista, diferencias muy sutiles. Es lógico, entonces, que ante cualquier propuesta unitaria la miremos con simpatía, incluso con ilusión. A mi también me pasa. Lo que sucede es que creo que equivocamos la unidad, para que la izquierda pueda estar unida (y estar unida también significa tener un programa y unos principios acordes ) primero hay que conseguir que en torno a las posiciones de izquierda se encuentren las clases populares primero, y se organicen después. Sin ese prerrequisito cualquier unidad de la izquierda es falaz, un enjuague para intentar vender ilusión a cuarenta duros. Algunos diréis ¿PODEMOS puede hacer que mucha gente que no se siente identificada con la izquierda los vote? ¿Eso no es interactuar con las clases populares? Si, y seria un gran éxito. Que deberíamos alabar e intentar explicar desde nuestra opinión. Pero sería en todo caso un camino distinto al que está emprendiendo RPS (distinto pero complementario, claro). Cada vez que conseguimos que un amigo vaya a una manifestación, o que participe en un acto de RPS, o que haga la huelga general, o en un año cuando consigamos que vote candidaturas rupturistas en las Locales y Autonómicas, todo eso son y serán avances. Lo son, sin duda ¿Pero estamos preparados para sacarle el máximo partido a una candidatura electoralal parlamento europeo en estos momentos? Si esa candidatura tiene éxito será maravilloso ¿pero habremos conseguido más que trabajando en el 22M, organizando a nuestro entorno y construyendo RPS desde abajo? Debemos fijarnos en el modelo de las CUP, que se adapta mucho mejor a lo que hemos venido proponiendo, que la nueva propuesta de Pablo Iglesias. Las CUP construyen barrio a barrio, centro a centro, unificando al movimiento social y político, y sólo después buscando legitimar ese peso social en peso electoral.

Por eso, PODEMOS, de entrada no, después ya veremos.

Enlace a todos los artículos del debate público sobre Podemos

Anuncios

Una respuesta

  1. Pingback: Debate público sobre la candidatura PODEMOS | RPS Murcia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s